clip_image001Decimos que algo está a la vuelta de la esquina (además de cuando real y físicamente está girando en la próxima esquina de la manzana de edificios en la que estemos), cuando algún acontecimiento está muy próximo a suceder, es decir, algo que va a ocurrir rápido.

“Voy a empezar a estudiar porque los exámenes están a la vuelta de la esquina” (significa que como los exámenes se acercan, hay que ponerse a estudiar ya).

“Tengo que ir a comprarme el traje ya porque el bautizo de mi ahijado está a la vuelta de la esquina” (significa que ya queda poco para el bautizo).