http://www.holaciudad.com/el-espanol-la-lengua-mas-demanda-las-aulas-nueva-york-n629481

clip_image002El interés por aprender español aumenta en las escuelas de Nueva York, el sistema público más grande del país, con el reto de preparar jóvenes biculturales que puedan enfrentar las demandas del mercado laboral, bajo la dirección de la dominicana Milady Báez.

 

El Departamento de Educación, con 1,1 millón de estudiantes, el 40,4 % latinos, comenzará un nuevo curso escolar el próximo miércoles, y con él expandirá la enseñanza dual, que busca formar neoyorquinos capaces de hablar, leer y escribir un segundo idioma, proyecto que se ha convertido en la gran apuesta de la directora de Educación, Carmen Fariña, hija de emigrantes españoles.

 

Este semestre, el polaco se agregará a la lista de lenguas que ya se enseñan bajo este programa en algunas escuelas de los cinco condados, que se unirá al chino, francés, hebreo, creole, árabe, bengalí, coreano, ruso y el español, que sigue siendo el de más demanda en las aulas, destacó a Efe Báez, en quien Fariña delegó la responsabilidad de dirigir la oficina de educación bilingüe.

 

"Todos los días llegan niños de todas partes del mundo. Tenemos un grupo de estudiantes bien variado", que en conjunto hablan 160 idiomas en las escuelas, agregó la educadora, y destaca que han visto aumentar el número de niños mexicanos, especialmente en escuela elemental.

 

Entre el grupo de unos 150.000 estudiantes en programas de educación bilingüe (uno de ellos el de educación dual), más de 87.000 son hispanos que aprenden inglés (61 %), entre ellos dos mil niños que cruzaron solos la frontera, seguidos por chinos (14%) y los de Bangladesh (4%), según datos del Departamento de Educación.

 

Al comenzar el nuevo semestre contarán con más de 170 programas de educación dual, con el español encabezando la lista de la demanda, de acuerdo con Báez, cuya familia se estableció e Nueva York en la difícil década de 1960, durante el movimiento por los derechos civiles en este país.

 

Aunque la mayoría de los que aprenden o mejoran su español en educación dual son de origen latino, porque no se lo enseñaron en sus hogares, muchos padres anglos son conscientes de que es la lengua que hay que aprender de cara al futuro, destacó Báez, que llegó a esta ciudad a los doce años, y que ha sido maestra, directora y superintendente de escuelas.

 

"Saben que es el segundo idioma en esta ciudad cosmopolita, que tiene mucho valor y que si sus hijos lo aprenden tendrán más oportunidades cuando vayan a la universidad. También hay europeos y chinos aprendiendo español porque sus padres entienden lo que pasa con la economía global", argumentó.

 

Lamentó sin embargo que otros padres latinos no quieran que sus hijos aprendan dos idiomas.

 

"Tenemos que hacer una campaña para dejarles saber que si escogen no dar instrucción al niño en otro idioma le están cerrando las puertas a sus propios hijos. El niño que no sepa más de un idioma no tendrá el éxito que nosotros queremos para ellos", afirmó Báez y aseguró que su mayor reto es expandir la educación dual en esta ciudad.

 

Báez, hija de un sastre y una costurera, se mostró complacida de que al español no le acompañe el estigma que llevó a que muchos inmigrantes tuvieran temor de hablar su lengua, como ocurría cuando se estableció en esta ciudad.

 

"Fueron momentos muy difíciles para nosotros como latinos. Cuando fui a la escuela las monjas me decían que no se hablaba español y por cada palabra que decías tenías pagar un centavo", recordó.

 

"Pasé por ciertos traumas y por eso cuando elegí ser maestra me comprometí a que eso no le iba a ocurrir a ningún niño que estuviera bajo mi cuidado", dijo al recordar además que sus inicios en el magisterio también fueron difíciles porque a los hispanos "no nos querían en el Departamento de Educación".

 

Destacó con satisfacción que viene de una generación de latinos, la mayoría puertorriqueños "que abrimos las puertas para los hispanos en esta ciudad".