Tan poco: Muy poco. Ana dijo que tiene tan poco tiempo, que no vendrá.

Tampoco: Se usa para expresar una segunda negación. Yo no voy y José tampoco.

 

Si no: Conjunción, sirve para contraponer a un concepto afirmativo otro negativo. Yo iré si no tengo nada que hacer.

Sino: Conjunción, para contraponer un concepto afirmativo a otro negativo anterior. No lo hizo Juan, sino Pedro. No quiero que venga, sino, al contrario, que no vuelva por aquí. No sentí alegría ninguna por él, sino, antes bien, pesadumbre.

Sino: Destino, suerte. Cada uno debe vivir su propio sino.

 

Tan bien: (Tan es apócope de tanto, muy, mucho). Muy bien. Ella se veía tan bien que todas la envidiaban.

También: Igualmente. Genaro también irá al estadio para ver el partido.

 

Mediodía: en o la mitad del día. Hoy almorzaremos al mediodía.

Medio día: La mitad de un día. Como se inicia el carnaval todos trabajarán medio día.

 

A sí mismo: Para el mismo. Él quería todo para sí mismo.

Así mismo: También, de la misma manera. El presidente dijo que así mismo como el año pasado, el gobierno dará un bono a todos los trabajadores.

Asimismo: De este o del mismo modo, también. Asimismo, creo que los otros países debían seguir el ejemplo.