Sobre los pronombres átonos

Le se prefiere a lo de persona, cuando va precedido de se impersonal.

Se vio a Antonio cerca del cine. Se le vio cerca del cine. Se ha elegido a Pedro por sus conocimientos de inglés. Se le ha  elegido por sus conocimientos de inglés.

Usted y ustedes utilizan las formas le y les en vez de lo, los como CD.

Ayer le vi a usted. en la tienda. A ustedes les llevaremos al aeropuerto en coche. Yo le conozco a usted.

Lo puede referirse también al atributo de una oración atributiva o a una frase anterior. Esta forma, lo, se utilizará siempre independientemente de si el atributo es masculino, femenino, singular o plural.

¿Estás cansado? Si, lo estoy. ¿Es usted católico? ¡Claro que lo soy! Si no hay café, hay que decírselo al jefe. ¿Son buenas esas manzanas? Sí, lo son. ¿Han sido amables tus hijos? Sí, lo han sido.

Los siguientes verbos tienen que ir siempre acompañados del pronombre personal CI.

Los verbos con significado de acumulación, suma o sus contrarios: agregar, añadir, restar, sobrar, faltar, descontar.

Añádele sal a la sopa. Me faltan 3 euros. Nos sobra café. Me descontaron del salario el material usado.

Verbos con significado de suceso o acontecimiento: pasar, ocurrir, suceder.

¿Qué le ha pasado a usted? Me ha ocurrido algo increíble. Nos ha sucedido lo mismo que a su hermana.

Verbos con significado de reacción ante algo o alguien: gustar, disgustar, agradar, desagradar, molestar, interesar, doler, parecer (bien, mal).

Me gusta el vino. No le disgusta que le alaben. ¿Os molesta que fume? Me duele que no seáis sinceros.

verbos con significado de conveniencia: convenir, ir, estar, caer, sentar, quedar (más adverbio).

Te queda bien esa camisa. Nos cae bien su primo. Les ha quedado mal el trabajo. Os queda bien el rojo.

Verbos de habla, para indicar el receptor del mensaje: decir, preguntar, contestar, explicar, hablar, etc.

Ayer él me habló como si tuviese algo contra mí. Pregúntale a tu madre quién le ha contado esa historia. La guía nos dice que el monumento está al final de la calle.

Cuando el sujeto no es de persona, no suele usarse el pronombre.

La guía (el libro) dice que el monumento está al final de la calle.

Todos los verbos reflexivos por forma o significado deben ir acompañados del pronombre correspondiente.

Se ha lavado. Nos peinaremos mañana. Se ha ahogado. No me arrepentiré nunca. Se ha dado a la bebida.

La forma reflexiva se utiliza para indicar la realización total de un verbo sobre su CD.

Se tomó la copa. Cómete las patatas antes de que se enfríen. Tenéis que leeros el libro con todo detalle. Nos sabemos la lección. Os habéis leído el periódico.

Las formas CI se utilizan también para indicar involuntariedad en una acción ocurrida.

Se le cayó la silla. (no la tiró) Se me ha olvidado llamarle. (No lo he olvidado). Se nos ha olvidado la llave. Se les ha subido el tequila a la cabeza. (No era su intención) Se les ha roto el coche. (ellos no lo han roto).

Las formas CI se utilizan también para indicar una relación entre el hablante y un sujeto (familiar) o entre el hablante un CD (objeto, acción que el hablante posee o le pertenece o debería hacer).

Se me ha dormido el niño. Me lo tratan muy bien en la escuela. (a mi hijo). ¿Puedes fregarme los platos hoy, María? (por mí, tarea que normalmente hago yo). Sí, si tú me arreglas el coche, Paco. (por mí, aunque normalmente lo arreglo yo). Me han arreglado el piso. (mi piso).

Algunos verbos tienen pronombres lexicalizados, de manera que su conjugación requiere la presencia de esos pronombres: dormirla, arreglárselas, pasárselo, pasarlo, traérselas, ocurrírsele, pasársele, etc.

¿Cómo vas a arreglártelas sin ella? Qué tal os lo pasasteis? Lo pasamos muy bien. El problema se las trae. No se me ocurre nada.

Si el verbo tiene pronombres -SELE, se declina el p.p. CI (-LE); -SE no cambia.

Se me ocurre, se os ocurre, se les ha ocurrido, se nos había ocurrido.

Si el verbo tiene pronombres -SELO (LA, LOS, LAS), se declina -SE; el p.p. CD (LO, LA, LOS, LAS) no cambia.

Me las arreglaré. Nos lo pasamos muy bien.