EL VERBO

Deja un comentario

Los verbos son palabras que expresan las acciones que realiza el sujeto a que se refiere una expresión.

Asimismo, el verbo aporta a la oración una referencia temporal, porque según la modalidad en que se presente, en lo que se denomina su conjugación, resultará la ubicación en el tiempo de la acción que el verbo denota.

CLASIFICACIÓN DE LOS VERBOS

Los verbos son susceptibles de ser clasificados según diversos criterios, en los siguientes tipos:

Por su función gramatical.

Verbos intransitivos: son aquellos que expresan una acción que contiene en sí misma un significado completo, sin necesidad de que se haga referencia a algún sustantivo sobre el cual recaiga:

Juan reza.

Verbos transitivos: son aquellos que expresan una acción de tipo genérico, que puede y a menudo requiere ser precisada mediante el aditivo de un complemento sobre el cual ella recae:

Juan mira una vaca. Pedro mira hacia el cielo.

Sin embargo, debe notarse que por lo general, la función transitiva o intransitiva es resultado del uso idiomático que del verbo se haga; y la mayor parte de los verbos pueden funcionar gramaticalmente de una forma o de la otra.

Verbos reflexivos: son aquellos que expresan una acción que necesariamente tiene efecto sobre el mismo sujeto que la ejecuta:

Miguel se rasca.

Verbos recíprocos: son aquellos que expresando una acción reflexiva, requieren para ejecutarse la participación de más de un sujeto, todos los cuales la realizan y al mismo tiempo la reciben:

Mis padres se aman.

Verbos impersonales: son aquellos que expresan acciones que no pueden ser ejecutadas por sujetos personales, sino que constituyen fenómenos de la naturaleza; y que por lo tanto solamente pueden emplearse en infinitivo o en tercera persona del singular:

Primero truena, luego relampaguea, y finalmente comienza a llover.

Por su función verbal.

Verbos principales o nucleares: son los que por sí mismos indican una acción atribuida al sujeto; como en la enorme mayoría de los casos.

Verbos auxiliares: son los verbos haber y ser, que además de tener una significación propia, se emplean conjuntamente con el resto de los verbos, y con ellos mismos, a los efectos de auxiliarlos en su conjugación.

Por la permanencia de su raíz al conjugarse.

Verbos regulares: son los que al conjugarse no modifican su raíz o la desinencia que les corresponde.

Verbos irregulares: son los que tienen modificaciones en su raíz o en la desinencia que les corresponde en algunas formas de su conjugación.

Variaciones de los verbos — Conjugación.

Dada su función gramatical de decisiva importancia, los verbos se ven afectados en su empleo por numerosas variantes en su conformación como vocablos.

Los verbos se individualizan primariamente por una conformación general, que describe un tipo de acción en forma objetiva, y que se designa como su presentación en modo infinitivo, que constituye una especie de individualización propia de cada verbo:

Cantar — Beber — Sufrir.

En función de las variaciones que los afectan en su empleo idiomático, se distingue en el infinitivo de los verbos, la raíz y la terminación.

Esta última comprende las dos letras finales; donde se designa a la vocal como “vocal temática”, que son la ‘A’, la ‘E’ y la ‘I’; porque determinan formas propias de las variaciones que se operan al emplear los verbos regulares; dando lugar a la denominación de “primera”, “segunda” y “tercera” conjugación, correlativamente.

 

 

Número y género del verbo.

Por regla general, el verbo experimenta variaciones de género y de número, en concordancia con el sustantivo que constituye el sujeto que ejecuta la acción.

Sin embargo, existen casos en que no se produce esa concordancia; especialmente cuando se trata de las formas invariables del verbo, (el infinitivo y el gerundio); de verbos impersonales; o de expresiones en que no cabe el singular porque el sujeto es necesariamente plural (por ejemplo: “Eso que se ve, son nubarrones”).

Conjugación.

Las principales y más importantes variaciones que experimenta el verbo en su empleo, son aquellas determinadas por la expresión del tiempo en que se ubica y la forma en que se realiza la acción que el verbo indica como cumplida por el sujeto.

Se denomina conjugación al sistema ordenado de las variaciones que se operan en el verbo, para determinar su adecuación a los diversos tiempos; dentro de lo cual caben aquellas variaciones que son indicativas de la forma en que se realiza la acción del verbo, que se denominan modos del verbo.

En ese sentido, los tiempos verbales fundamentales son:

El pasado; es decir, lo ocurrido antes de ahora.

El presente, es decir lo que está ocurriendo actualmente.

El futuro, que tendrá lugar después de ahora.

Los modos verbales, introducen en la expresión de la acción del verbo diversos componentes que afectan la forma de su realización:

El modo Indicativo: es aquel en que la expresión verbal se limita a indicar la realización de la acción del verbo como manifestación de una realidad.

El modo Subjuntivo: es aquel en que la expresión verbal se efectúa de alguna manera subjetivada, referida a una situación hipotética o de posibilidad mentalmente representada, pero no necesariamente ocurrente en la realidad.

El modo Imperativo: es aquel en que la expresión verbal de la acción es realizada bajo la forma de una orden, mandato o pedido.

Los tiempos se clasifican, por una parte, en absolutos y relativos; según que la acción que expresan tengan o no una ubicación relativa con otra que puede haber tenido o podrá tener lugar a su vez antes o después de ella y es tomada como referencia.

También se distinguen los tiempos perfectos o imperfectos, indefinidos, simples o compuestos; lo cual varía en consonancia con los modos en que se aplican.

Tiempos del modo indicativo.

El modo indicativo es aquel en el cual la referencia de tiempo respecto del presente, del pasado o del futuro, está expresada en relación al momento mismo en que esa expresión tiene lugar; por lo cual, el presente verbal coincide con el tiempo actual de la oración.

Los tiempos que integran la conjugación verbal del modo indicativo son:

EL PRESENTE

Como tiempo absoluto, expresa la idea de que la acción indicada por el verbo, ocurre en el mismo momento: Juan come un trozo de pan.

Idiomáticamente, el verbo expresado en presente puede tener, no obstante, diversas modalidades:

El presente actual: que es la modalidad más propia del empleo del tiempo presente de indicativo; aquella en que precisamente la acción que el verbo expresa se ejecuta en una forma absolutamente contemporánea con el momento en que ello se enuncia: Yo estoy buscando unas anotaciones que hice ayer en la clase.

El presente habitual: es una modalidad en que el empleo del verbo conjugado en presente de indicativo hace referencia a una acción que tiene carácter frecuente, con una frecuencia ya sea regular o no, pero que ha ocurrido antes y ocurrirá después, y que en el momento actual en que se habla puede estar ocurriendo, o no: Yo corro todas las mañanas.

El presente histórico: Se emplea en referencia a hechos indudablemente pasados, por lo cual no puede caber duda en cuanto a eso, cuando el empleo del presente confiere una especial fuerza a su expresión: Artigas presenta a la Asamblea sus Instrucciones en el Año XIII.

El presente de mandato: se emplea con un sentido de imperativo: En cuanto salgas de clase, vas a buscar a tu hermano.

El presente con sentido de futuro: Expresa una acción que, siendo futura, tiene una certeza total para el que la enuncia: La semana próxima compro la casa.

El presente atemporal: se emplea para enunciar circunstancias que no tienen carácter temporal, y por tanto son permanentes: En el triángulo equilátero, todos los ángulos son iguales.

El pretérito, como se designa a los tiempos del pasado en indicativo, siendo un tiempo relativo, puede tener diversas modalidades de relatividad:

EL PRETÉRITO IMPERFECTO

En el cual la acción es pasada, y no se tiene en cuenta cuándo empezó ni cuándo terminó; de modo que abarca un amplio período temporal; y si queda referida a otra acción también pasada, ambas ocurrieron conjuntamente:

Fernando venía a visitarme frecuentemente.

Cuando Pedro llegaba a su casa, las campanas de la torre de la Catedral estaban tocando las cinco de la tarde.

EL PRETÉRITO PERFECTO

Es una forma de pasado absoluto, en que se expresa algo que habiendo sucedido en una referencia temporal todavía en curso, de todos modos ya ha ocurrido definitivamente, aunque podría volver a repetirse:

El Presidente ha hablado con los periodistas.

Cuando no existe una referencia temporal explícita, de todos modos se hace referencia a una acción recientemente ocurrida:

Ha habido un accidente en la Avenida central del parque.

EL PRETÉRITO PERFECTO SIMPLE

Tiene un carácter de pasado absoluto e irrepetible; pero no se vincula con una referencia temporal determinada, o se emplea para hechos ocurridos en un pasado bastante lejano:

Fernando llegó de Brasil esta mañana.

Cuando estuve en Brasil, conocí Río de Janeiro.

En el uso del idioma español en los países de América, es muy corriente que este tiempo sustituya al pretérito perfecto, el cual es muy raramente empleado; no así en el habla corriente en España: Hoy vi a Joaquín; en vez de Hoy he visto a Joaquín.

EL PRETÉRITO ANTERIOR

Expresa un hecho pasado anterior a otro también pasado, de modo que la acción resulta subordinada a otra:

El tren partió en cuanto hube ascendido a él.

EL PRETÉRITO PLUSCUAMPERFECTO

Enuncia un hecho pasado anterior a otro también pasado:

Cuando llegué a la Estación, el tren había partido.

EL FUTURO

Enuncia una acción que ocurrirá posteriormente; teniendo una forma absoluta y otra relativa:

EL FUTURO IMPERFECTO

Es la versión absoluta, en la cual la acción ocurrirá en el futuro con independencia de cualquier otra:

Aprobaré mis exámenes.

EL FUTURO PERFECTO

Indica una acción futura en forma relativa a otra que siendo futura, habrá ocurrido antes:

Cuando llegue mi padre habré lavado el auto.

EL CONDICIONAL SIMPLE

También denominado imperfecto, es un tiempo que expresa la acción como una probabilidad tanto del presente, como del pasado y como del futuro:

Lo repararía ahora mismo, si tuviera aquí las herramientas necesarias.

Cuando sonó el teléfono, serían las catorce horas.

No me asombraría que mañana llueva.

EL CONDICIONAL COMPUESTO

Es un tiempo relativo, en el cual se expresa una acción posible o eventual, cuya realización quedó condicionada a otra ya ocurrida:

Lo habría reparado ahí mismo, si hubiera tenido las herramientas necesarias.

No me habría asombrado si hubiera llovido.

 

Tiempos del modo subjuntivo.

El modo subjuntivo se caracteriza porque la acción del verbo que se conjuga, no se expresa como existente o a existir efectivamente en la realidad, por sí misma; sino que se la expone como subordinada a otra, pero en forma incierta, ya sea que la incertidumbre provenga de una circunstancia dudosa, de una circunstancia posible, o de una circunstancia deseada. En consecuencia, si bien la acción expresada en la conjugación en modo subjuntivo participa de una referencia temporal pasada, presente o futura; tiene una existencia azarosa o aleatoria, contingente, dependiente de otras. Por ello, todos sus tiempos son relativos.

Los tiempos que integran la conjugación verbal del modo subjuntivo son:

EL PRESENTE

Siendo un tiempo relativo, expresa una acción que si bien puede ser que ocurra en el presente, también podría ocurrir en el futuro:

Me preocupa que los invitados lleguen antes de lo previsto.

El pretérito siendo un tiempo relativo, puede tener diversas modalidades de relatividad:

EL PRETÉRITO IMPERFECTO DE SUBJUNTIVO

Tiene un sentido similar al presente en cuanto a que la acción puede ser tanto pasada como presente; pero además la acción dudosa podría ser futura:

Me agradaría que amaras la poesía.

EL PRETÉRITO PERFECTO

Si bien es relativo en cuanto la acción conjugada sigue dependiendo de otra, tiene un sentido perfectivo, tanto en referencia al pasado como al futuro:

Confío en que haya terminado mi informe antes de esta noche.

EL PRETÉRITO PLUSCUAMPERFECTO

Enuncia una acción totalmente realizada en un tiempo plenamente pasado: No pensé que hubieras viajado al Brasil.

EL FUTURO

Es una forma de conjugación muy poco usual en el habla cotidiana, cuyo empleo ha quedado idiomáticamente reservado a expresiones literarias o al lenguaje forense, utilizado en documentos de índole jurídica o judicial. Tiene una forma imperfecta y otra perfecta, ambas expresivas de una acción que siendo futura es eventual.

En el futuro imperfecto de subjuntivo la acción futura eventual es totalmente incierta: Donde fueres, haz como vieres.

En el futuro perfecto de subjuntivo la acción futura tiene un menor grado de incertidumbre, no en cuanto a su realización sino en cuanto a su momento:

Cuando hubieres llegado, no dejes de darle mi pésame.

FORMAS DEL MODO IMPERATIVO.

Las formas de la conjugación verbal del modo imperativo son:

EL PRESENTE

Es el único tiempo de este modo, y debido a que su contenido es mandatorio hacia otra persona, solamente puede emplearse en las personas segunda y tercera del singular y del plural, aunque cabe también la primera del plural porque involucra a otros además del hablante; pero en realidad, como forma verbal propia, solamente tiene las segundas personas, empleándose como tercera una forma del presente del subjuntivo.

Una característica de este modo, es que el pronombre o sujeto se expresa luego de la forma verbal:

Ama (tú) a tu Patria – Póngase (él, Ud.) de pie – Subamos (nosotros) de una buena vez al autobús – Escuchad (vosotros) al orador – Viajen (ellos) al Brasil.

VOZ ACTIVA Y VOZ PASIVA

La voz es una modalidad de la expresión de un verbo dentro de una oración, que indica cual es la relación del sujeto de esa oración respecto de la acción expresada por ese verbo.

En tal sentido, el verbo se expresa en voz activa cuando la acción enunciada por el verbo es ejecutada por el mismo sujeto:

Juan ha ido a la playa.

En caso de la voz pasiva el sujeto de la oración no es el agente sino el receptor de la acción enunciada por el verbo:

Juan es perseguido por las mujeres.

 

FORMAS VERBALES IMPERSONALES

Las formas verbales impersonales, corresponden a variaciones no conjugadas de los verbos, pero que cumplen cada una de ellas una función propia, indispensable para su empleo idiomático:

El infinitivo: es la forma no conjugada del verbo que describe la acción básica y le atribuye identidad.

Además de ese sentido como forma verbal, el infinitivo de los verbos puede asumir una función de sustantivo, situación en la cual adquiere los caracteres de los sustantivos, como tener género y número, operar como sujeto, etc.:

El cantar de los cantares.

El buen beber.

Le bastó mirar.

El gerundio: es una forma del verbo que indica que la acción está transcurriendo, y eventualmente la duración de ese transcurso:

Contemplando, cómo se pasa la vida, cómo se viene la muerte, tan callando

El participio: es una forma verbal que expresa e identifica la acción propia indicada por el verbo, en las formas de conjugación que constituyen tiempos compuestos, empleando verbos auxiliares:

La vela se ha consumido.

El pescado ya está frito.

La denominación de participio, obedece a que participa de las funciones de verbo y de adjetivo; y en esta última recibe las concordancias que corresponden a los sustantivos que adjetiva:

El libro forrado.

Las papas fritas.

Numerosos verbos tienen dos formas de participio, en cuyo caso uno se designa como participio regular y el otro como irregular. En tales casos, el participio regular es el que se emplea en las funciones verbales de conjugación de los tiempos compuestos (excepto en los verbos freír, imprimir y proveer que emplean el participio irregular frito, impreso y provisto); y el participio irregular se emplea en la función adjetiva.

EJERCICIOS

 

1. Construya una frase con los verbos siguientes, en presente, en pasado y en futuro: nadar, convencer, bucear, huir, caminar, deshacer, volver, beber, decir, pensar, dormir, sobresalir, saltar, partir, llegar, entrar.

 

2. Sustituya el infinitivo por la forma verbal oportuna:

 

 

Si no estar cansado, ahora mismo me ir contigo.

__________________________________________________________________.

 

Nadie que visitar esta ciudad poder salir aburrido.

__________________________________________________________________.

 

Los que no tener un gran diccionario, deber comprar uno.

__________________________________________________________________.

 

Estar en mi habitación cuando dar golpes a al puerta.

__________________________________________________________________.

 

3. Complete el cuadro:

 

 

VERBO

PERSONA

NÚMERO

TIEMPO

MODO

CONJUGACIÓN

Salieron

Tercera

Plural

Pretérito perfecto simple

Indicativo

tercera

Cambiábamos

 

 

 

 

 

Relaté

 

 

 

 

 

Probasteis

 

 

 

 

 

Caminaste

 

 

 

 

 

Surgías

 

 

 

 

 

Llevaron

 

 

 

 

 

Regularé

 

 

 

 

 

Construíais

 

 

 

 

 

Castigamos

 

 

 

 

 

Educaréis

 

 

 

 

 

Examinaste

 

 

 

 

 

Pasas

 

 

 

 

 

Dejáis

 

 

 

 

 

Reparten

 

 

 

 

 

Tocábamos

 

 

 

 

 

Temimos

 

 

 

 

 

Tememos

 

 

 

 

 

Comerás

 

 

 

 

 

Comimos

 

 

 

 

 

Comemos

 

 

 

 

 

Corrieron

 

 

 

 

 

Saltasteis

 

 

 

 

 

 

LOS PRONOMBRES

Deja un comentario

Yo leo un libro.

lees un libro.

Ella lee un libro.

Nosotros saltamos.

Vosotras saltáis.

Ellos saltan.

 

Las palabras destacadas en la tabla anterior se refieren a personas que realizan una acción cuyos nombres no se mencionan. Son pronombres personales. Pueden ser de tres clases:

 

Persona

Remiten, señalan o se refieren a…

Ejemplos

Primera

La persona que habla o escribe.

yo, nosotros, nosotras

Segunda

La persona con quien se habla (la que escucha) o a la que se escribe.

tú, vosotros, vosotras

Tercera

La persona o cosa de quien se habla o escribe.

él, ella, ellos, ellas

 

Además de los pronombres personales citados en los ejemplos de la tabla anterior, a los que llamamos pronombres personales sujeto, hay otras formas que se refieren a personas u objetos que reciben una acción o participan de ella. Son los pronombres personales de objeto.

 

He comprado un libro. Lo he comprado. (El libro)

He leído una revista. La he leído. (La revista)

Regalé un pastel a mi hermano. Le regalé un pastel. (A mi hermano)

Compré una revista a mis padres. Les compré una revista. (A mis padres)

 

Hay veces en las que utilizamos de forma incorrecta los pronombres la, la, los, las, le, les de forma incorrecta. Estas incorrecciones se llaman leísmo, laísmo y loísmo.

 

Se produce leísmo si utilizamos le o les cuando deberíamos utilizar lo, la, los o las.

 

Coge el libro.

Cógelo.

Cógele.

Correcto

Incorrecto

 

El leísmo está permitido cuando se refiere a personas.

 

Vi a Manolo ayer.

Lo vi ayer.

Le vi ayer.

Correcto

Admisible

 

Se produce laísmo cuando usamos la o las en lugar de le o les. Es muy frecuente en algunas zonas.

 

Dio el libro a Ana.

Le dio el libro

La dio el libro.

Correcto

Incorrecto

 

Se produce loísmo cuando usamos lo y los en lugar de le y les. Casi nadie es loísta.

 

Dio el libro a Luis.

Le dio el libro

Lo dio el libro.

Correcto

Incorrecto

 

EJERCICIOS

 

Cuando _______ veas ________ dices que necesito conversar con ________.

 

Si quieres ____ llamas y ____ dices que ____ esperamos el miércoles a las 18.30 para ir al cine.

 

____ no tiene nada. Todo ___ que dice tener es de su madre quien ___ dio poder para que ____ administre los bienes.

 

Si ____ ves, ____ dices que me llame por teléfono.

 

Si ____ quieres, dile ahora que ____ amas.

 

Si ____ quieres, tú ____ compras, porque yo no tengo dinero.

 

Si ____ necesitas, ¿Por qué no se ____ pides a Mario? ____ es muy buena persona, el mes pasado le prestó ese mismo instrumento a Carlos.

 

____ fueron a buscar al terminal de buses.

 

____ fueron a buscar sus propios padres.

 

¿Busca a Tito? Si ____ busca en la sala ____ encontrará.

 

¿Buscas el libro? Si ____ buscas en la sala ____ encontrarás.

El pueblo esperaba ansioso lo que ____ diría después de dos años de gobierno.

 

Juan siempre sale a comprar a tontas y a locas. ____ dijimos que ____ mirará bien y ___ probara antes de comprarlo.

 

Hoy vi a Mario en el centro… Yo también ____ vi, ____ estaba comprando zapatos.

 

Mamá, ¿nos podemos sentar a ver televisión en el sillón del abuelo? No, ustedes saben que ese está reservado por si ____ viene.

 

A ese hombre ____ condenaron por un delito que ____ no cometió.

 

Cuando arribes al aeropuerto en Madrid, ____ te va a estar esperando.

 

Si Pedro viene _____ dices que necesito hablar con ______

 

María dice que ____ ama, pero no se atreve a decírselo.

 

 

PRONOMBRES PERSONALES ÁTONOS DE COD y COI

Deja un comentario

Vuelva a escribir las frases, sustituyendo los complementos por los pronombres adecuados y situándolos en el lugar correcto.

 

Erna cuenta una historia a sus nietos.

______________________________________________________________.

¿Me compras una moto?

______________________________________________________________.

Rosana ha pagado a Luis su sueldo.

______________________________________________________________.

Mañana compraremos un regalo a Roberto.

______________________________________________________________.

¿Compartimos la habitación?

______________________________________________________________.

La semana que viene nos darán las notas.

______________________________________________________________.

¿Sacamos el coche del garaje?

______________________________________________________________.

Mañana por la mañana llamo a Carla.

______________________________________________________________.

He dicho a Jorge que no venga.

______________________________________________________________.

Es mejor que digamos a María la verdad.

______________________________________________________________.

 

COMPLEMENTO DIRECTO

Deja un comentario

Sustituye el complemento directo por el pronombre correspondiente (lo, la, los, las) en los siguientes consejos para cuidar el medio ambiente.

No desperdicies el agua. ________________________________________.

No tires los periódicos. ________________________________________.

Comparte el coche. ________________________________________.

Recarga las pilas. ________________________________________.

Reciclo el vidrio. ________________________________________.

Corta los anillos de plástico. ________________________________________.

Utiliza un detergente ecológico. ________________________________________.

Planta un árbol. ________________________________________.

Difunde estas ideas. ________________________________________.

IMPERATIVO AFIRMATIVO – PRONOMBRE OBJETO DIRECTO

Deja un comentario

Pedir permiso. Responde a las preguntas usando el imperativo afirmativo singular y el pronombre objeto directo correspondiente.

 

¿Puedo abrir la ventana? Es que el ambiente está muy cargado.

—Sí, sí (abrir, tú, las ventanas) ____________.

 

¿Puedo tomar el diccionario?

—Sí, claro (tomar, tú, el diccionario) ____________.

 

¿Puedo encender la luz? Es que no se ve casi nada.

—Sí, sí (encender, tú, la luz) ____________.

 

¿Puedo votar estos periódicos?

—A ver… Sí (votar, tú, los periódicos) ____________.

 

¿Puede hacer una llamada? Es que me he dejado el celular en casa

—Sí, claro (hacer, tú, la llamada) ____________.

 

COMPLEMENTO DIRECTO

Deja un comentario

EJERCICIOS

Conteste usando los pronombres de objeto directo.

 

María mira a Luis.

______________________________________________________________________.

 

La madre busca a sus hijos.

______________________________________________________________________.

 

José necesita hablar a ti.

______________________________________________________________________.

 

Julio ama (a mí).

______________________________________________________________________.

 

Estamos escribiendo una carta para la abuela. 

______________________________________________________________________.

 

No puedo encontrar mis notas. 

______________________________________________________________________.

 

¿Conoces bien a tu profesor? 

______________________________________________________________________.

 

Los padres siempre quieren ayudar a sus hijos.  

______________________________________________________________________.

 

Voy a visitar (a vosotros) esta tarde. 

______________________________________________________________________.

 

Rafael vio (a nosotros) en el centro. 

______________________________________________________________________.

 

Necesitamos hacer muchas preguntas al profesor. 

______________________________________________________________________.

 

Yo no quiero preparar la cena esta noche. 

______________________________________________________________________.

 

LOS VERBOS

Deja un comentario

LAS CATEGORÍAS VERBALES

 

A continuación dedicaremos dos lecciones para hablar sobre los accidentes del verbo, que son los siguientes: el tiempo, el número, la persona y el modo.

 

El tiempo: Los tiempos gramaticales son las formas que el verbo toma para dar a conocer el momento en que sucede lo que el verbo significa; ejemplo: ayer bebí; ahora duermo; mañana trabajaré.

 

Los tiempos verbales se dividen en dos: simples o compuestos.

 

Tiempos simples: son los que constan de una sola forma verbal; ejemplo: como, cantaré, cerraría.

 

Tiempos compuestos: son los que tienen una forma verbal auxiliar que normalmente es el haber y del participio del verbo que se conjuga; ejemplo: he constituido, has dicho, había realizado.

 

Hay tres tiempos que son fundamentales, y son: presente, pretérito y futuro.

 

Presente: indica la acción o el estado actual; ejemplo: ahora viajo.

 

Pretérito: da a conocer la acción o el estado en un pasado; ejemplo: ayer fui.

 

Futuro: expresa una acción o estado que va a venir; ejemplo: mañana responderé.

 

Tabla de los tiempos gramaticales.

Tiempos simples

Tiempos compuestos

Infinitivo simple

Infinitivo compuesto

Gerundio simple

Gerundio compuesto

Participio

 

MODO INDICATIVO

Presente

Pretérito perfecto compuesto

Pretérito imperfecto

Pretérito pluscuamperfecto

Pretérito perfecto simple

Pretérito anterior

Futuro

Futuro perfecto

Condicional

Condicional perfecto

MODO SUBJUNTIVO

Presente

Pretérito perfecto

Pretérito imperfecto

Pretérito pluscuamperfecto

Futuro imperfecto                                                       

Futuro perfecto

MODO IMPERATIVO

Presente

 

 

El número. Es la variación del verbo según se refiere a uno a varios sujetos. En español encontramos singular y plural.

 

Singular si el verbo se refiere a un solo sujeto; ejemplo: yo canto, tú escribes, Marta estudia, El gato come.

 

Plural si el verbo se refiere a más de un sujeto; ejemplo: nosotras cantamos, vosotros escribís, Marta y José estudian, El gato y el perro comen.

 

La persona. Sirve para señalar la persona que realiza la acción del verbo. Primera, segunda y tercera persona.

 

El verbo está en primera persona cuando éste se refiere a la persona que habla, ejemplo: yo hablo.

 

El verbo está en segunda persona cuando éste se refiere a aquélla con la que se habla, ejemplo: estudias.

 

El verbo está en tercera persona cuando éste se refiere a aquélla persona de quien se habla, ejemplo: Pedro come. (Él).

 

La voz. Sirve para señalar si la acción del verbo es realizada por el sujeto o éste recibe la acción

 

En español hay voz activa y voz pasiva.

 

El verbo está en voz activa cuando el sujeto realiza la acción que el verbo expresa; ejemplo: Ernesto camina.

 

El verbo está en voz pasiva cuando el sujeto recibe la acción expresada por el verbo; ejemplo: Cien años de soledad fue escrito por Gabriel García Márquez; América fue conquistada por los europeos.

Older Entries

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.682 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: