El pretérito perfecto compuesto indica una acción pasada y terminada en una unidad de tiempo que llega hasta el presente. También puede significar una acción en relación con el presente; esta relación puede ser real o solamente pensada o apreciada por el que habla.

 

El pretérito indefinido simple indica una acción pasada, terminada, absoluta, sin relación alguna con el presente.

 

 

Este año he estudiado mucho español, el año pasado estudié menos.

 

Cuando Pedro estuvo en España el verano pasado, encontró allí buenos amigos.

 

Esta noche he dormido mal y me duele un poco la cabeza.

 

La otra noche te acostaste muy tarde, pero esta noche has recuperado el sueño perdido.

 

En todo este año no he caído enfermo. El año pasado tuve fiebre un par de veces. En cambio tú estuviste el año pasado varias veces enfermo y este año no has necesitado al médico para nada.

 

Hace dos semanas que no ha llovido y la tierra está muy seca.

 

Hace dos semanas llovió mucho, pero en este mes no ha caído ni una gota.

 

El año pasado pude ir de vacaciones, este año no he ido todavía. En cambio, mis amigos no pudieron el año pasado, porque tuvieron un hijo; pero este año han tomado seis semanas.

 

– ¿Cuántos metros mide esa torre?

– Ayer me lo dijo mi amigo y se me ha olvidado.

 

La semana pasada vino a verme Pedro; él me dijo que fuera a su casa, pero no he ido hasta ahora.

 

Durante todo el día he trabajado bastante y me siento cansado.

 

Hace un año me tocó la lotería y no me queda ni un céntimo.

 

Hace un año ganó la lotería y por eso tiene mucho dinero.

 

Nuestro hijo aprobó en junio pasado los exámenes y eso ha cambiado nuestra vida.

 

Ayer por la noche cenamos demasiado y por eso ahora nos peso a todos el estómago.

 

– ¿Has visto la película?

– Sí, ayer la vi.

– ¿Te gustó?

– No me gustó mucho, ahora ya casi ni me acuerdo.

 

El domingo pasado nosotros fuimos a la montaña, subimos arriba y anduvimos unas dos horas entre paisajes maravillosos.

 

Ayer se me cayó el reloj y se rompió; hoy he comprado otro.

 

(Dos amigos la primera vez que se encuentran después de las vacaciones)

– ¿Cómo fueron tus vacaciones?

– Muy bien. Descansé mucho, tomé el sol y el aire en grandes cantidades y también mi estómago disfrutó no poco. ¿No se me nota?

– ¿Te has curado ya de aquellas dolencias?

– Sí, aquello ya ha pasado y no queda ni rastro.

 

Hace ya un mes me dijo un compañero de trabajo que vendría a mi casa y todavía no ha venido. Hoy me ha dicho que todavía no ha tenido tiempo.

 

Mi amiga ayer llegó tarde a casa y su madre la puso de vuelta y media (?). Mi amiga, de momento, prefirió no responder y se fue en seguida a su habitación. Esta mañana le ha dicho serenamente a su madre que los tiempos han cambiado y le ha propuesto a su madre salir un día juntas. Su madre ha aceptado.

 

El año pasado ella tuvo ocasión de ir y la desaprovechó. Este año ha querido ir y hasta ahora no ha podido.

 

– ¿Porqué no fuiste a la fiesta?

– Porque no quiso mi padre.

 

Ayer me cupo la suerte de estar en primera fila.

 

Cuando me lo preguntó, el día del examen, lo supe; ahora ya no me acuerdo.

 

El último invierno hizo bastante frío.

 

El niño oyó ayer un ruido.

About these ads